VECTOR X

AMLO pinta su raya


Luis Antonio Vidal

Lecturas: 2397

En los últimos días, Rocío Nahle y Octavio Romero han visitado Tabasco y Campeche para anunciar, cual heraldos reales, las buenas nuevas del próximo presidente de la República para el sureste del país: va en serio la construcción de la refinería en Dos Bocas y el traslado de las oficinas de Pemex a Ciudad del Carmen. El protocolo, sin embargo, ha sido distinto en cada caso.

En Campeche, los enviados de AMLO se reunieron con empresarios y el gobernador Alejandro Moreno para revisar las condiciones de infraestructura inmobiliaria que ofrece la ciudad "y empezar el plan estratégico para mover a Pemex".

Cuando doña Rocío se refirió al gobernador de aquella entidad no se anduvo con rodeos: "Tenemos toda la colaboración y disposición del gobierno del Estado". Los piropos fueron mutuos. No ocurre así bajo el calor canicular tabasqueño. Nahle, Romero y compañía visitaron Dos Bocas el pasado sábado y revisaron condiciones técnicas y geográficas para la instalación de la refinería. Ningún funcionario estatal o municipal fue invitado.

Excluido de la gira, el gobernador Arturo Núñez soltó un petardo antier y dijo tener sus reservas del proyecto: "Simultáneamente, si no se puede previamente, (se debe) planear todo el ordenamiento territorial que requiere la zona para que no vaya a haber problemas de congestionamiento vial al aglomerarse ahí el gran proyecto como es la refinería y otros proyectos líderes importantes que puedan instalarse en la Zona Económica Especial".

Advirtió: "Podrían presentarse problemas de vialidad, alojamiento de personal, es decir, hay que trabajar toda la previsión de carácter social". La forma es fondo. Es un reclamo válido, clamor de respeto en los estertores del sexenio.
 

LA MORRALLA

Roger Frías, delegado de la SEP en Tabasco, anda desatando demonios. Hace gala de soberbia en reuniones con directores y rectores. Lo subieron a un ladrillo y se mareó *** Cuando reinicien las clases estallarán conflictos en todos los sectores. Los adeudos del gobierno son una bomba de tiempo *** Hasta mañana.



Columnas anteriores

visitas